Antecedentes

La historia del Teatro Real en Toone

El Teatro Royal Toone es el único teatro de títeres tradicional de Bruselas que sigue en funcionamiento.

Fue alrededor de 1830 que Antoine Genty llamado "Toone", abrió su "poechenellekelder".

Lejos de la partición en el pasado, José Géal Toone VII abrió el Teatro Real de Toone a Europa adaptando sus espectáculos en inglés... pero también en español, italiano y alemán.

Esta mente abierta proyectó el Teatro Toone en la escena europea... y global.

El Teatro Real de Toone de Bruselas: un teatro original y auténtico, imbuido de la historia y la cultura de Bruselas.

Idealmente situado al lado de la Grand Place, se pueden descubrir las raíces de Bruselas en una venerable casa que data de 1696.

Es uno de los lugares más caros del corazón de Bruselas: el Teatro Real de Toone.

Un teatro de títeres para adultos, único en Europa, en un típico ático con sus bancos y cojines multicolores clavados en tablones de madera cruda... También hay un taller de fabricación de muñecas, una biblioteca y un museo de títeres, donde el héroe del héroe de Toone of the pasado y personajes fetiches del mundo.

El Teatro Real de Toone ha continuado la tradición centenaria del teatro de títeres populares desde 1830. Un tisito de Toone fue inducido por el anterior Toone. Dirigió el teatro y el Museo de los Títeres en los Muertos de San Cuaresma. Un tesoro bien escondido de Bruselas.

Nicolás Géal Toone (diminutivo de Antoine), el octavo de su nombre, presta su voz a todos los títeres y crea nuevos espectáculos, entre ellos, adaptando obras famosas del repertorio teatral clásico.

Los títeres tienen su origen en una ordenanza de Felipe II de España, hijo de Carlos V, que, odiado por la población, cerró los teatros para evitar que se concentraron la hostilidad hacia él. Los bruselistas habrían sustituido entonces a los comediantes por "poechenelles" (polichinelles) en teatros clandestinos.

A principios del siglo XIX, los teatros de los títeres de Bruselas fueron uno de los entretenimiento más exitosos para adultos en entornos de bajos ingresos. Están ubicados en los distritos de la clase trabajadora. El teatro de títeres permite una gran libertad de tono. El repertorio, que es muy variado, se toma prestada de leyendas populares, cuentos de caballerosidad, óperas o obras religiosas o históricas, cortada en telenovelas e interpretada con mucha libertad.

Era un modo de educación popular. De hecho, los analfabetos no podían permitirse la ópera ni los grandes teatros. Los espectáculos de títeres permitieron a la gente mantenerse al corriente de los desarrollos culturales.

Hoy en día, Toone VIII - Nicolas Géal, rodeado de sus seis tipopeteros, interpreta un vasto repertorio, que va desde la ópera (Fausto, Carries ...) hasta la literatura de fantasía (Dr. Jeckyll y Sr. Hyde, Drácula...)

Toone interpreta a todos los personajes. Es decir, Toone hace que todas las voces de los personajes y seis tipopeles manipuló a los títeres. Así que necesitas siete personas por show:

  • Toone para las voces
  • 6 tispeteros para accionar poechenellen

Los tiiteros no hacen voces por razones prácticas; hacen los títeres, dependiendo de la puesta en escena. Por lo tanto, un titipitero no necesariamente manipula al mismo títere a lo largo del espectáculo.

La programación se basa en los grandes clásicos del teatro como "Cyrano de Bergerac" después de Edmond Rostand, "The Three Moketeers" después de Alexandre Dumas o "Roméo y Julieta" después de William Shakespeare y "Tijl Uilenspiegel" tras Charles De Coster.

Las obras, sin embargo, son revisitadas y adaptadas...No tendrás más remedio que reír viendo el espectáculo en ese momento divertido, original y todo el público.

El Teatro Toone está abierto todo el año, excepto en enero, el único mes de cierre.

Al menos 4 sesiones públicas por semana, todos los jueves, viernes y sábados a las 20.30 horas. Sábados, también a las 4 p. m.

Algunos de nuestros espectáculos se pueden reproducir en una versión corta de 45 minutos o en versión completa de 2 horas.

Actualmente, el Museo Permanente de Toone en la primera planta del edificio principal se visita de forma gratuita durante las horas de actuación. (En un futuro próximo, las extensiones en el Teatro Royal Toone permitirán el acceso al museo fuera del horario de las actuaciones.)

El estaminado folclórica en la planta baja está abierto todos los días de 12.00 a 24.00 horas, excepto los lunes (día de las 24 horas).

Es un esteirio tricentenario donde, en un auténtico ambiente de ladrillos rosas españoles, vigas ennegrecidas y suelos de losas, se puede disfrutar de unas cuantas cervezas, incluyendo los famosos gueuzes mientras disfruta de una cabaña de queso blanco "Platkeis".

Se está llevando a cabo una propuesta para obtener de la UNESCO el estatus de la obra maestra del patrimonio cultural inmaterial de la humanidad para el Teatro Real de Toone, un estatus que ya disfruta algunos prominentes tirros de tradición popular.

Interés histórico y arquitectónico del entorno y del barrio

El Teatro Royal Toone se encuentra en la parte inferior del estrecho impasse de Schuddeveld (No. 6) caracterizado por trampiendo arcos y arcos de chicle únicos en Bruselas. Precedido por un pasaje en la base, el edificio fue el sujeto, en la década de 1970, de una completa restauración por parte del arquitecto J. Backshop, que reutilizó elementos originales de los marcos así como los anclajes que databan de la construcción original en 1696.

El barrio, comúnmente llamado el islote sagrado desde la década de 1960, se encuentra en el perímetro de la Gran Plaza y consiste en islotes muy densos que dan testimonio de una organización urbana de la Edad Media.

El antiguo edificio forma parte del llamado periodo de "reconstrucción" tras el bombardeo de la ciudad en 1695.

El edificio que alberga el teatro Schuddeveld y el impasse se ha clasificado como "juntos) desde el 27 de febrero de 1997.

El Toone más antiguo se remonta a 1830. Había nacido en 1804 y se llamaba Antoine Genty. Tuvo un reinado excepcional de cincuenta y cinco años. Toone, diminutivo bruselense de Antoine, presentó de 1830 a 1890 las obras “Ourson et Valentin”, “Vivier et Malgase”, “Les quatre fils Aymon” (los cuatros hijos Aymon) y algunas obras de inspiración religiosa. Decían que trabajaba a veces en la rue des Sabots (hoy en día se llama rue de Wynants), la rue du Miroir, la rue des Vers (actualmente rue Pieremans), la rue Christine y la impasse des Liserons, antes de acabar sus días en un hospicio.

Toone II (1848-1895) apodado “Jan van de Marmit” (lo que significa Juan de la Marmita) porque su local se llamaba “In de marmit” (en la marmita) se llamaba François Taelemans. Presentó la obra “1865” hasta su muerta. Vivía en el mismo inmueble que Toone el Viejo, a quien eligió para apadrinar a su hijo. Tampoco el abandonó el barrio popular de los Marolles. Y es él quien fue denominado Toone II en la genealogía establecida en 1931 por “los amigos de la marioneta”.

Georges Hembauf (1866-1898), Toone III, fue instruido como titiritero por François Taelemans. Lo apodaron "Toone de Locrel" porque había instalado su sótano de marionetista en la impasse de Locrel o Lokerengang, lindante con la rue de la Rasière.

En el periódico “La reforma”, declaró en 1897 que su teatro era el único entre los otros quinces que funcionaban en la aglomeración bruselense que no perdía a sus clientes y que tenía una reputación cada vez más alta. Ocupaba a diez obreros y un maquinista en jefe y poseía cuatrocientos muñecos. Su repertorio contaba no menos de 1 000 obras, entre las cuales “la hermosa Gabriela”, “la guerra de Carlomagno”, “el jorobado”, “Hamlet” y “la Batalla de Waterloo”.

En este momento, la historia de los Toone se complicó porque al lado de Toone de Locrel había otro candidato legítimo para el título de Toone III: Jan Schoonenburg (1852-1926), sombrerero de profesión. Su sombrero protegía una cabellera abundante que le valió el apodo de “Jan de Crol” (Juan el ensortijado). Según el periodista Louis Quiévreux, era sin duda un gran artista. Cuando presentaba "Los tres mosqueteros", "Veinte años después" o "El Vizconde de Bragelonne", las funciones duraban dos meses. Sin embargo, la competencia de las salas de baile y de los cafés musicales se hizo cada vez más importante y Toone de Crol acabó por perder a su público. Una noche de 1926, lo encontraron ahorcado entre sus muñecos.

Jean-Baptise Hembauf (1884-1966), hijo de Toone de Locrel, dirigió el teatro durante treinta y cinco años con el nombre de Toone IV. Era la primera vez que el título se transmitía de padre a hijo. Como su padre había vendido todos sus muñecos, se asoció con un fabricante de marionetas, Antoine Taelemans, hijo de Toone II. Fue Toone IV él que creó el 30 de marzo de 1934 “El misterio de la pasión de nuestro señor Jesucristo”, la obra preciosa recogida por Michel de Ghelderode según la tradición oral. Fue también él quien aprobó con entusiasmo la elección de Jef Bourgeois, pintor del barrio de los Marolles, como guarda de la colección de marionetas y quien armó solemnemente a José Géal con la espada de la marioneta Carlomagno antes de coronarlo Toone VII.

Daniel Vanlandewijck (1888-1938) trabajó en calidad de Toone V en un sótano de la impasse Sainte Thérèse. Las cosas iban bien hasta el día cuando la Comisión de Higiene de la Cuidad de Bruselas decidió cerrar la sala por su insalubridad. Desalentado, Toone V vendió todas sus marionetas. Entonces, un grupo llamado “los amigos de la marioneta” nació con el fin de preservar este elemento esencial del patrimonio folclórico bruselense.

Entre ellos, se encontraba el alcalde de la ciudad Adolphe Max, el escultor joyero Marcel Wolfers (que había comprado la colección de marionetas amenazada de dispersión y la había ofrecido como patrimonio al nuevo teatro) y Jef Bourgeois, quién volvió después el primer conservador del teatro. El nuevo local que se encuentra en la rue Christine fue inaugurado el 31 de marzo de 1931 en presencia de Adolphe Max.

Como la sala era demasiado pequeña, el teatro de Toone V se trasladó rápidamente hacia la impasse de Varsovie, donde tuvo lugar la famosa función “pornográfica” durante la cual Woltje, en cueros vivos, se menea en una cama con una "toffe mokske" (chica guapa). Los puritanos gritaron "¡telón!” y bajo la presión de la prensa bienpensante, el teatro tuvo que cerrar sus puertas durante varios días. Daniel Vanlandewijck murió en el hospital San Pedro en mayo de 1938.

Pierre Welleman (1892-1974) apodado “Peïe Pââp” (Pedro el de la pipa) tomó el relevo en la impasse de Varsovie con el título de Toone VI. Sin embargo, por una noche de noviembre de 1944, la única bomba volante que cayó en la ciudad de Bruselas se aplastó a dos pasos del sótano de Toone. 75 muñecos perecieron en el siniestro. Como la puerta del sótano había sido destruida y la bóveda se había desplomado, Pierre Welleman reunió los restos de su compañía y les llevó a la rue Notre Dame de Grâce en una antigua caballeriza convertida en un depósito de carretas.

José Géal – Toone VII, auténtico bruselense de origen popular, tiene la ventaja de ser un marionetista profesional. Tras haber trabajado durante dos años en el Teatro nacional de Bélgica, creó en 1954 el “Teatro de los Niños”, primera compañía profesional dedicada a los niños. Después de la Exposición Universal en 1958, durante la cual recibió una medalla de oro, se lanzó en la producción de programas televisados para la Radio Televisión Belga. Es entre otras cosas el padre de “Plum-plum” y de “Bonhommet y Tilapin”. En 1962, fue elegido como presidente de la Unión Internacional de la Marioneta (Unima) reunida en Varsovia.

El 10 de diciembre de 1963, en la plaza de Brouckère, José Géal fue entronizado como Toone VII. Apoyado por Toone IV (Hembauf) y Toone VI, convirtió el Teatro Toone en una Asociación sin fines lucrativos. Consiguió adquirir en el barrio del Islote Sagrado una casa ruinosa construida en 1696, situada en el centro de la Petite Rue des Bouchers. Tras una reforma superficial, el Teatro de Toone fue inaugurado el 1 de abril de 1966 con “La Pasión” de Michel de Ghelderode. Fue sólo en 1970 cuando la reforma definitiva del teatro pudo efectuarse.

El 16 de septiembre de 2000, con motivo del 40º aniversario del Islote Sagrado, José Géal dejó por primera vez su sitio a su hijo Nicolas Géal que interpretó todas las voces de "Duvelor o la Broma del Viejo Diablo" de Michel de Ghelderode. Ante una sala seducida, el alcalde de Bruselas, François-Xavier de Donnea, se exclamó “¡El relevo está asegurado!”.

Cuarenta años exactamente después de la entronización de su padre, le tocó a Nicolas Géal ser entronizado en el ayuntamiento como Toone VIII, bajo la égida de Freddy Thielemans, alcalde de la ciudad de Bruselas. En esta ocasión, Nicolas Géal presentó “Geneviève de Brabant”, una ópera para marionetas de Erik Satie, acompañado al piano por el virtuoso Pierre-Alain Volondat, laureado de la Competición Internacional Reine Elisabeth en 1983.

Keeping tradition alive : We visit Brussels’ last-remaining puppet theatre for adults

Dec 22, 2015 | Richard Harris - The Bulletin

Brussels once boasted about 50 puppet theatres, catering for people who couldn’t afford the theatre or opera. Now there is only one left

The emotional heart of Brussels, the Royal Toone Theatre, is a puppet theatre for adults - the last living example of a unique cultural tradition that dates from the 16th century when Philip II of Spain, afraid of political unrest, closed all the theatres.

The puppet shows were a way around the ban. Toone, dating from approximately 1830, is named after the founding puppeteer Antoine Gentil. Each succeeding puppetmaster is named Toone, and twice the succession has passed from father to son.

Originally in the Marolles, since 1965 the Royal Toone Theatre is located near the Grand-Place in a building dating from 1695 complete with ancient café and garden. We spoke to puppetmaster Nicolas Géal AKA Toone VIII.

When was Toone founded ?

We don’t know for sure as the first one couldn’t read nor write, so the only stuff we have left is a licence, because he needed a licence to be able to perform. The first Toone started in the Marolles and it was meant for people who couldn’t read. Basically they would go to the theatre and understand what was going on. They could not afford to go to big theatres or the opera so they would go to small puppet theatres. There used to be 50 theatres like this one in the late 19th century and now this is the only one.

So they took operas and classical stories, added some Brussels humour and performed them with puppets ?

Yes but each story was performed over two months like a soap opera. People had no TV so they could make it. That’s the reason why all those theatres disappeared in the 1960s, because of television.

You are Toone VIII and you succeeded your father Toone VII. Why Toone ?

Toone was the nickname of Antoine Gentil, the founder, but the Toone title isn’t always passed from father to son. You’ve got to be crazy enough to be willing to do it.

Originally this was only performed in Bruxellois or Brussels Vloms, but you now offer performances in English, German and Spanish ?

We have The Three Musketeers, Hamlet and Macbeth in English. I’m working now on Sherlock Holmes. But whatever the language, people know the story, so they can follow.

Tell us a bit about the puppets

When my father took it over in the 1960s he only had 100 puppets. The old Toone was very old and tired, so he just had 100 puppets and from then on my father had to redo everything - find a place to perform. He had to rewrite the shows so they could fit one night. That’s an amazing job.

We have some very old puppets dating from the 19th century. Unfortunately we don’t have a lot of those as people at the time had no reason to keep them. It wasn’t like a museum. Now we have about 1,400 puppets - they are typical Sicilian puppets that can be made to walk. They are quite heavy, about 8kg each. It’s probably Sicilian puppeteers who brought the tradition into Belgium after the middle ages. With scene changes we need about six puppets per show for each main character.

The puppets are hand-made ?

Yes. We have a carpenter for the hands and feet and then a lady for the costume, another lady does the hat. It’s a lot of work. If it was one person for the whole puppet it would probably take a week to do it.

What’s involved in being a puppeteer ? I understand there are about seven puppeteers per show, but that you do all the voices ?

Our puppets are not too complicated. There is basically just one string - it’s quite easy. You don’t need to be so qualified to move it. I guess it would take two months before you can walk the puppets. It’s the weight of the body on one leg and then the other. It’s like walking drunk. Because the puppets are so heavy each puppeteer doesn’t stay with each puppet for the whole show so it would be confusing to try to stay with a particular character’s voice so I do them all.

At the end of the performance you must be pretty exhausted ?

I think it must be like boxing ; I never did that but I think they probably feel like that at the end of the match. Cheers !

Lien vers le site de la Loterie Nationale
Lien vers le site de la Fédération Wallonie Bruxelles
Lien vers le site de la COCOF
Lien vers le site de la Région Bruxelles Capitale
Lien vers le site de la Urban Brussels
Lien vers le site de la Ville de Bruxelles
    Cookie Icon